Inicio Artículos Mitos Biopiniones Animales y Plantas Media Ecotécnologias Puerto Vallarta

Estero "El Salado"

Estero

En los esteros se encuentra la vegetación de manglar.
Los manglares son formaciones vegetales en las que predominan distintas especies conocidas como mangle, un árbol o arbusto con ramas descendentes que llegan al suelo y arraigan en él, y tienen la particularidad de ser plantas resistentes a la salinidad del agua (CONABIO. 2008).

Los manglares se desarrollan en las planicies costeras de los trópicos húmedos cerca de las desembocaduras de ríos y arroyos o alrededor de esteros y lagunas costeras. Estos ecosistemas sirven de transición entre los ecosistemas terrestres y los ecosistemas marinos. Existe una marcada conectividad entre los manglares, los pastos marinos y los arrecifes de coral (CONABIO. 2008).

En México son cuatro las especies de plantas más características del manglar: Rhizophora mangle (mangle rojo), Avicennia germinans (mangle negro), Laguncularia racemosa (mangle blanco) y Conocarpus erecta (botoncillo). Todas se presentan tanto del lado del Atlántico como del Pacífico y a menudo se hallan en la misma localidad, aunque en otros sitios puede faltar una o varias. Rhizophora es indudablemente el componente más común y típico de los cuatro; este mangle forma con frecuencia comunidades puras que son las más sumergidas y más expuestas a cambios de nivel de agua y de salinidad; presenta raíces zancas arqueadas, que se fijan en sitios cubiertos con una capa de agua hasta de 1 a 1.5 m de profundidad. Laguncularia puede acompañar a Rhizophora, aunque por lo general se desarrolla en sitios de agua menos profunda. Avicennia, en cambio, prospera formando bosquecillos o matorrales a lo largo de una franja situada más tierra adentro en suelos emergidos durante la mayor parte del tiempo y que se inundan sólo ligeramente. Conocarpus ocupa los lugares aún menos afectados por la sumersión en agua salada, aunque a veces constituye agrupaciones sobre suelos permanentemente anegados, pero con un contenido de cloruros mucho menos elevado. Plantas de C. erecta pueden encontrarse a menudo también fuera del manglar, en otro tipo de ambientes litorales (Rzedowski, J., 2006).

En cuanto a las influencias climáticas, es interesante notar que la distribución del manglar en México está regida principalmente por la temperatura, pues esta comunidad sólo prospera en zonas cálidas. La precipitación no parece jugar un papel importante en el determinismo de su existencia, aunque es posible que la baja humedad atmosférica propicie un desarrollo menos exuberante de los individuos y de la comunidad en general (Rzedowski, J., 2006).

Los ecosistemas de manglar son altamente productivos y generan una gran cantidad de nutrientes, los cuales son exportados por las mareas a las aguas marinas de la franja litoral más cercana a la costa, donde son aprovechados por pastos marinos y una variedad de peces que tienen importancia comercial. De acuerdo con la FAO cerca del 80% de la captura mundial de peces marinos se realiza en la franja costera. Además, muchas poblaciones de aves acuáticas utilizan los manglares como zonas de reposo o reproducción (CONABIO. 2008).

Tanto el estero “El Salado”, la laguna “El Quelele”, el estero “El Chino” y la desembocadura del río Ameca (sistema Boca Negra-Boca de Tomates) agrupan alrededor de 250 hectáreas de manglar, dentro el que se distribuyen tres especies Rhizophora mangle, Avicennia germinans y Laguncularia racemosa, esta última es la más abundante. La cuarta especie de mangle, Conocarpus erecta, es escasa, se localiza en pequeñas bocas de arroyos temporales y hacia las zonas de Cabo Corrientes y Punta de Mita. Así mismo, es importante resaltar la presencia de no más de 36 hectáreas de vegetación halófila o de marisma (únicas en la bahía) en las inmediaciones del estero El Salado y la laguna El Quelele, que se compone de especies como Batis marítima, Heliotropium indicum, H. curassavicum, Portulaca oleracea, Gomphrena nítida y Sporobolus splendens( Raymundo & Cupul, 1999).


Vegetación de Manglar


Referencias

CONABIO. 2008. MANGLARES DE MÉXICO. Comisión Nacional para el Conocimiento y Uso de la Biodiversidad. México
Raymundo, R. & Cupul, M., 1999. CONTRIBUCIÓN AL CONOCIMIENTO DE LA FLORA DE BAHÍA DE BANDERAS, NAYARIT-JALISCO, MÉXICO. Ciencia Ergo Sum, julio, volumen6, numero 2. Universidad Autónoma del Estado de México, Toluca, México, pp. 135-146.
Rzedowski, J., 2006. VEGETACIÓN DE MÉXICO. 1ra. Edición digital, Comisión Nacional para el Conocimiento y Uso de la Biodiversidad, México, pp: 355-357

 
El Basilisco es conocido como lagarto Jesucristo por su capacidad de correr sobre el agua? Ver Video
 
 
Si sales al río, asegúrate de llevar una bolsa para los desechos. Procura no tirar basura a orillas del río, cuando el agua sube esta la arrastra consigo y termina en el mar.
 

Visita Nuestra Tierra

síguenos en TwitterSíguenos en Facebook
Síguenos en Youtube